full screen background image



Caetano Veloso recuerda a la dictadura brasileña

112

Casi dos meses pasó el cantautor brasileño Caetano Veloso encerrado en las mazmorras de la dictadura sin saber la razón, una experiencia que aún le conmueve y que comparte en un documental presentado en la Mostra de Venecia a modo de “advertencia” en estos tiempos que corren.

“Vemos conexiones entre el pasado y el presente. Son obviamente momentos muy diferentes pero en 1968 los artistas fueron el objetivo del régimen. Lo mismo pasa ahora aunque en un modo muy diferente”, explicó por videoconferencia uno de los directores, Ricardo Calil.

El otro realizador que firma el documental, Renato Terra, opinó en la misma línea y subrayó que, “más que una denuncia”, la idea es narrar la historia de un músico encarcelado arbitrariamente “para que esas atrocidades no puedan repetirse” en el presente y futuro.

“Narciso em férias”, presentado fuera de concurso en la Mostra de Venecia, es una íntima entrevista con el padre de la vanguardia del “tropicalismo” en la que recuerda los cincuenta y cuatro días que pasó encerrado en varias prisiones de la dictadura brasileña (1964-1985).

El 13 de diciembre de 1968 el régimen brasileño aprobaba el Acto Institucional 5, que marcó el inicio de la fase más violenta y represiva del régimen y la persecución de sus disidentes.

  • A Flor Amargo la corren, le quitan instrumentos y la trolean en redes

Catorce días después el cantautor, de 26 años, era arrestado por agentes vestidos de civil en su casa de Sao Paulo. Eran las cinco de la madrugada y dentro todos dormían despreocupados entre los rescoldos de una fiesta que se había alargado cantando junto a Orlando Silva.

Fue la primera vez que Veloso veía los dientes a la dictadura. El músico fue trasferido a Río de Janeiro e interrogado y aislado en una pequeña celda en el mismo cuartel que su amigo Gilberto Gil.

El documental recoge los pensamientos del músico en su celda, incluso los más íntimos y sexuales, y su elaboración se basó en sus escritos en el libro “Verdade Tropical” (1997) y en los documentos de la dictadura que el Estado brasileño desclasificó hace dos años.

La productora y esposa del músico, Paula Levigne, quien tuvo la idea de la película, reivindicó la necesidad de recordar estos hechos porque, dijo, “aún hay muchas personas que ni siquiera saben” que estuvieron presos, aseguró durante la videoconferencia.

El célebre músico cuenta que al salir de su penal, su amigo Rogerio Duarte, también cautivo, le espetó una frase que aún hoy resuena en su memoria: “Una vez que estás preso, siempre lo estás. Es así como me siento a veces”, reconoce Veloso.

  • Un “7 de septiembre”, el amor y desamor de Mecano

JL

ues de anuncios individuales.

Comentario

Comentarios